Varias pantallas de ordenador

Vídeos: cómo subir el volumen

Varias pantallas de ordenador¿Alguna vez habéis copiado un archivo de vídeo a vuestro televisor o Tablet y el volumen es muy bajo? En la época en que vivimos, donde lo digital está poco a poco erradicando a los formatos físicos, hacer una copia de seguridad de una película y copiarla entre nuestros dispositivos se convierte prácticamente en una tarea semanal (casi diaria en algunos casos). Desde aquí hemos experimentado el problema y no hemos encontrado una solución rápida y asequible en las diversas fuentes que nos ofrece Internet. Sin embargo, ¡hemos dado con la solución!, y queríamos compartirla con todos vosotros.

En primer lugar, vamos a explicar por qué ocurre este fenómeno. Básicamente, el problema está relacionado con los formatos de audio. Muchos de los programas que convierten vídeo desde un formato físico a uno digital emplean el formato de audio AC-3 (seguro que lo habéis visto escrito en algún sitio). Vamos con la parte aburrida: este formato contiene un total de 6 canales de audio. 5 canales de banda completa de 20 Hz para los altavoces de rango normal (frente derecho, centro, frente izquierdo, parte posterior derecha y parte posterior izquierda) y un canal para sonidos de baja frecuencia (subwoofer). Es lo que se conoce como 5.1.

Cuando un archivo con estas características de audio se reproduce en un dispositivo que no soporta el sonido 5.1, lo convierte a 2 canales (altavoz derecho e izquierdo) como sería una televisión estéreo, o a 1 canal en caso de que sea un dispositivo mono. En estos casos, los sonidos de los diferentes canales se superponen unos con otros y el resultado es que prácticamente no se escuchan. También, debido a lo anterior, os habréis dado cuenta que al reproducirlo en un dispositivo sin soporte para el 5.1, se escuchan las voces bajas y el sonido ambiente (explosiones, etc.) alto.

En este post queremos dar solución al primer problema (sonido general bajo) de una forma sencilla, apta para que cualquier persona la realice. Para solucionar el segundo problema, se requiere de más tiempo y mayores conocimientos, además de la utilización de varios programas. El método consiste en separar el audio del vídeo, introducir el archivo de audio en un programa de edición que reconozca todos los canales, aumentar el volumen del canal central (conversaciones), guardarlo y volver a pegarlo en el archivo de vídeo. Dicho así parece fácil, pero creednos, no lo es tanto. Como decimos, vamos a solucionar el primer problema, suficiente para los menos exigentes.

Una vez conocidas las bases del problema, hay que distinguir entre PC y otros dispositivos. En el PC el problema es fácil de arreglar: basta con usar un programa que amplifique el sonido (VLC Player es un buen ejemplo) o descargarse un códec de AC-3. Sin embargo, en otros dispositivos hay que subir el volumen al máximo (y en ocasiones ni aun así es suficiente). Una vez llegados a este punto, vamos a diferenciar dispositivos portátiles (smartphones, tablets, etc.) y los televisores.

En el primer caso, queremos aclarar que las aplicaciones que prometen subir el volumen del dispositivo no funcionan a partir de la versión de Android Jelly Bean. Sin embargo, existen reproductores que añaden una función para incrementar el sonido de un video (tal y como hace VLC Player en un PC). Dos ejemplos de estas aplicaciones son MX Player (sube el volumen hasta un 200%) y Dice Player (hasta un 400%). Sin embargo, mientras se viaja en un avión o en un coche, puede ocurrir que el sonido no sea suficiente. Para solucionarlo, hay que recurrir al método para incrementar el volumen en televisores.

Los televisores (o DVD’s) cuentan con su propio reproductor de vídeo y no es posible incrementar el audio más allá de todos los puntos de sonido que ofrece el mando a distancia. Para incrementar el sonido de una forma general, recomendamos el uso de Ultra MPEG-4 Converter. Tras introducir un archivo de vídeo, el programa nos ofrece la opción de aumentar el audio hasta en un 500% (situado en la parte inferior derecha, en la pantalla principal). El proceso es muy sencillo (una película puede tardar en convertirse 10 minutos), y en un solo paso. Se trata de una técnica apta para que la realice cualquier persona, sin la necesidad de separar el audio del archivo de vídeo para luego editarlo.

¿Os ha servido para aumentar el sonido general de vuestros vídeos?

Me gusta...Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0